Que TIPOS DE CONSULTORIA y diferencias con las gestorias

0
205
tipos de consultoria

Cada vez son más las empresas que son conscientes de contar con la ayuda de una consultoría empresarial. La palabra «consultoría» se ha pervertido en los últimos tiempos. Las que antes se hacían llamar asesorías o gestorías ahora han cambiado sus nombres y han pasado a llamarse consultoras o consultoría integral. Sin embargo, no debemos llevarnos a engaños. Una cosa es una consultoría empresarial (en todas sus versiones) y otra es una asesoría/gestoría.

Diferencias entre una consultoría y una gestoría

La RAE lo deja claro: un consultor es una «persona experta en la materia en la que asesora profesionalmente». Esta es la principal diferencia entre una consultora y una asesoría o gestoría. Generalmente estas suelen tratar una serie de temas varios como: contabilidad, fiscal, laboral, trámites administrativos, seguros etc. Las consultoras se dedican a una cosa en concreto de la que son expertos. Por ejemplo, una consultoría estratégica se dedicará a hacer planes estratégicos, planes de negocio  o similares. Lo que nunca hará será venderte un seguro, y si lo hace, desconfía. Otro ejemplo podría ser una consultoría tecnológica: se dedican exclusivamente a temas relacionados con la tecnología, no te harán nunca tu declaración de la renta.

Una consultora estratégica jamás te venderá un seguro

Por tanto, a la hora de buscar una consultora, sea de la materia que sea, debemos asegurarnos que se dediquen en exclusiva a ello. De lo contrario  se tratará de una gestoría, cuya labor es otra. Ahora está de moda llamarse consultoría integral o similar. Es un eufemismo de gestoría.

El modelo de gestión de Toyota: Lean Management

Tipos de consultoría empresarial

Como hemos dicho antes, una consultoría empresarial es un servicio prestado por expertos en una determinada materia.  Veamos a grandes rasgos los tipos de consultoría de empresa que existen:

Consultoría estratégica:

Su función principal es la de orientar a las empresas a la hora de gestionar su crecimiento. Les ayudan a crear planes estratégicos, de negocio, desarrollo etc. para hacer que el puedan crecer de forma sólida y sostenible. Buscan cuales pueden ser los posibles objetivos de la empresa y desarrollan los métodos para lograrlos de la forma más efectiva posible. Es un tipo consultoría muy necesaria para saber cómo gestionar el crecimiento de la empresa. También puede llamarse consultoría de negocio o desarrollo.

Consultoría tecnológica:

Como su nombre indica, ayuda a las empresas en todo lo referente a la tecnología. Hoy en día tienen gran peso debido a que la digitalización de las empresas está muy en auge. Son muy necesarias a la hora de optimizar nuestra empresa desde el punto de vista informático. Es muy importante contar con su apoyo si queremos ser realmente competitivos.

Consultoría de recursos humanos:

Su trabajo consiste, en la mayor parte de los casos, en externalizar procesos de selección. Es muy útil para aquellas empresas que no poseen departamentos de recursos humanos. Al mismo tiempo, también pueden ayudarnos a gestionar mejor nuestras plantillas y a optimizar el personal. Suelen realizar tareas de formación, en algunos casos.

Consultoría de operaciones

Es el tipo de consultoría que nos ayuda a optimizar los procesos productivos de  nuestra empresa. No sólo es útil en empresas de sectores industriales. Las empresas de servicios también deberían contar con su ayuda en la medida en la que todas las empresas, independientemente de a que se dediquen tienen su actividad dividida en procesos.

Consultoría de ingeniería

Lo que hace este tipo de consultoría es externalizar los servicios de ingeniería. De esta forma, lo que logramos es reducir costes en nuestra empresa y nos garantizamos que podemos tener a nuestra disposición los mejores profesionales del sector sin necesidad de tenerlos contratados.

Consultoría financiera

Como su nombre indica nos ayuda con los temas de finanzas de la empresa. Son muy importantes ya que nos pueden hacer más rentables simplemente mejorando  nuestras cuentas. Al mismo tiempo, el control de costes y la optimización de los mismos es otro de sus puntos fuertes.

Consultoría de marketing

Estamos en el boom del marketing y hay muchísimas consultorías empresariales de este tipo. Por ello, debemos seleccionarlas con cuidado. Se ocupan de promocionar nuestra empresa o productos. Sin embargo, el mundo del marketing es mucho más complejo de lo que parece a simple vista. Debemos contar con un verdadero experto en la materia. También suelen hacer webs y algunos temas sencillos de tecnología.

Consultoría comercial o de ventas

Su labor no es sólo ayudar a la empresa a vender más. Este tipo de consultoría busca que nuestras ventas sean más rentables. Al mismo tiempo, si contratamos una, debemos ver que sean expertos en ingeniería comercial para que nos ayuden a optimizar todos los procesos de venta.

OTROS TIPOS DE CONSULTORÍA

A parte de las ya mencionadas, que son las más importantes, hay otros tipos de consultoría. Podemos nombrar las consultorías fiscales, legales, de comunicación, logística, medio ambiente

Interim Manager: ¿Qué es y por qué necesita uno mi empresa?

Beneficios de contratar a una consultora empresarial

Sin duda, los beneficios son muchos. Ni siquiera las grandes empresas pueden permitirse tener a los mejores profesionales de cada sector. Por eso, lo lógico y natural es contratarlos de forma externa. Con la contratación  de un consultor externo nos garantizamos contar con los servicios de un profesional experto en una materia concreta y a un precio mucho menor que si lo tenemos en plantilla.

Otro de los beneficios que tiene contratar este tipo de consultoría es que nos darán un punto de vista alternativo y diferente al nuestro. Esto es muy importante para detectar posibles defectos o problemas que quizás, nosotros, en la vorágine del día a día  no vemos. A nivel económico nos saldrá más rentable que tenerlos en plantilla.

¿Es cara la consultoría en España?

Este punto podría darnos para un artículo completo y polémico. La respuesta es que no, la consultoría en España es muy barata. No hace falta ir a los países anglosajones para ver las diferencias de tarifas. El precio por hora, para que nos hagamos una idea, en la consultoría informática en los Estados Unidos es de 294$ por hora de media. Los precios de las consultoras en España están muy por debajo de lo que deberían. Los motivos son muchos y no vamos a entrar a valorarlos. Si alguna vez pedís presupuestos a una consultora empresarial no penséis que es muy alto, pesad que es muy barato y que en otro país os costaría lo triple, mínimo.

Conclusión

Contratar a una empresa de consultoría empresarial debería ser una obligación cuando nosotros no somos expertos. Y no se puede ser experto en todas las materias. Todas las empresas debería contar con una consultora de referencia en cada ámbito para pode acudir a ello cuando sea necesario.

El método kaizen: el proceso de mejora continua de Toyota

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here